El PBI del Perú volverá a crecer menos que el mundo en el 2017

Semana Económica.- El menor crecimiento de la economía del Perú respecto de la economía global se repetiría por segunda vez en 16 años. El PBI local crecería entre 2% y 2.5% en el 2017, según las últimas estimaciones de analistas; mientras que la economía global se expandirá 3% este año, según el consenso de analistas de FocusEconomics.

PBI-AS-1

Para una economía emergente como la peruana, crecer por debajo de lo que crece el mundo es un mal resultado”, sostiene Eduardo Jiménez, analista senior de Macroconsult. “Eso significa un menor nivel de calidad de vida, menos gente que sale de la pobreza y menor poder adquisitivo en la sociedad”, añade Isaac Foinquinos, jefe de estudios económicos de BanBif.

La tasa de crecimiento podría ser incluso menor a la registrada en el 2014 (2.35%), cuando la economía peruana llegó al punto más bajo de la desaceleración económica después de la crisis financiera del 2008.

El menor crecimiento esperado para este año es particular porque responde, entre otros factores, a una destrucción del stock de capital del país por los efectos del Fenómenos de El Niño. “Esto implica menor productividad y pérdida de competitividad frente al mundo”, sostiene Foinquinos. De no reponerse adecuadamente, reduciría la capacidad productiva de mediano y largo plazo de la economía y, por ende, las expectativas de mejores tasas de crecimiento.

Debido a que el Perú es una economía de menor tamaño y en vías de desarrollo respecto al mundo, lo que se esperaría es que vaya acumulando mayor capital y, por ende, que crezca a tasas más altas que el resto de las economías. “Al no hacerlo, está perdiendo importancia en el mundo, que ya de por sí es baja”, indica Jiménez, de Macroconsult.

El menor crecimiento también dificulta avanzar en la lucha contra la pobreza. “La menor disponibilidad de recursos por la desaceleración económica y la destrucción de activos en la zona norte por el Fenómeno de El Niño van a mermar el avance del gasto en salud y educación, que de por sí ya es poca si se compara con países de la región”, afirma Hugo Ñopo, investigador principal de GRADE. “El avance de los últimos años en inversión en educación fue básicamente porque el crecimiento económico fue dinámico y sobre el promedio de los demás países”, explica el economista.

Incluso crecer a la tasa del PBI potencial actual —entre 3.6% y 3.7%, según el BBVA— tampoco es alentadora. “[Una expansión] por debajo de 4% no alcanza para absorber a la oferta laboral que al año son entre 200,000 y 250,000 empleos”, señala Hugo Perea, economista jefe para el Perú del BBVA Research. Por ejemplo, es bien difícil seguir reduciendo pobreza si se crece a tasas alrededor de 3.5%, porque la pobreza que va quedando en el Perú es estructural y, por lo tanto, más difícil de erradicar. Por eso, se necesita crecer a tasas más altas para poder invertir en educación, salud e infraestructura básica.

Para ver la noticia original, haga clic aquí.