Cusco: gobierno sin una fórmula para solucionar conflicto social por Las Bambas

La República.- El paso de vehículos encapsulados de la minera MMG Limited, dueña de Las Bambas, por el corredor minero del sur está restringido desde hace más de un mes. Los pobladores de la comunidad campesina apurimeña de Fuerabamba, reasentados en territorio cusqueño, decidieron cerrar el paso a esas unidades vehiculares en el fundo Yavi Yavi, situado en el distrito de Colquemarca, debido a que no hay solución a sus demandas.

Los comuneros reclaman el pago de una compensación al Ministerio de Transportes y Comunicaciones y MMG Limited, por el supuesto uso de tierras comunales para la construcción de una vía de uso minero. Solo a la minera le piden el pago de 80 dólares por metro cuadrado, que haría un total de 30 millones 400 mil dólares de compensación, mientras que la empresa solo quiere desembolsar 50 mil soles por hectárea, haciendo un global de 1 millón 900 mil soles.

Durante este tiempo de restricción del corredor, la Policía intentó habilitar la vía, pero sin éxito. Hubo conatos de bronca en Yavi Yavi. En ese periodo también hubo varios intentos de diálogo para resolver el conflicto, pero las partes no se ponen de acuerdo.

Solo esta semana la reunión se suspendió en dos ocasiones: el lunes y miércoles. Ayer, no llegaron a la cita que fue convocada por el Gobierno Regional del Cusco ni los representantes de MMG ni de Fuerabamba, tampoco de la PCM. La reunión era a las 11.00 de la mañana.

La reunión se desarrollará, si esta vez acuden las partes, este martes 18 de marzo. Si no se restablece el diálogo, el corredor minero del sur seguirá cerrado y el riesgo de enfrentamientos con la policía aumenta, porque esa vía está declarada en estado de emergencia desde hace medio año.

El problema crece porque la minera no puede sacar ni un gramo de mineral hacia el Puerto de Matarani (Arequipa) desde hace 36 días. Intentaron hacerlo usando una ruta alterna por la provincia de Paruro, pero el estado y ancho de la vía no es el adecuado. Optaron, entonces, por utilizar ese recorrido solo para abastecerse de insumos y traslado de su personal.

CASO CAMISEA

En el otro extremo de la región, en la selva de La Convención, la noche del martes y tras varias horas de conversación, Transportadora de Gas del Perú (TGP) y los nativos de Camisea llegaron a acuerdos alentadores. Programaron un calendario de visitas para marzo y abril a las comunidades afectadas por el derrame de gas del 2018.

Diálogo seguirá con TGP

El alcalde de Megantoni, Daniel Ríos, dijo que velarán porque TGP cumpla sus compromisos y se agotará el diálogo para evitar cualquier conflicto. Se acordó que la próxima reunión será en Lima el viernes 26 de abril a las 8:00 a.m.

Las comunidades esperan la concretización de piscigranjas, cable y fibra óptica, dotación de cable de alta tensión, becas para estudiantes, etc.

Para ver noticia original, haga clic aquí.